Jalea real ¿Qué es y para que sirve?

hace 2 años · Actualizado hace 2 años

Contenido de esta publicación

La jalea real es otro de los invalorables productos que se obtienen de la colmena.

Se trata de una gelatina que producen ciertas glándulas ubicadas en la faringe de las abejas obreras y que tiene como objetivo nutrir a las larvas destinadas a ser reinas, o sea, a convertirse en abejas fecundas capaz de depositar entre 2.000 y 2.500 huevos diariamente. Por esa razón, esto es, por ser un alimento destinado exclusivamente a la “realeza” del panal, contiene unas propiedades nutricionales absolutamente excepcionales, las cuales se detallan un poco más adelante.

La abeja que es alimentada en base a jalea real, alcanza en tan sólo cinco días dos mil veces su peso inicial, así como también dobla la longitud con respecto a sus compañeras obreras y, en el término de dieciséis días, ya alcanza la adultez. La razón de este increíble crecimiento se debe, exclusivamente, a la alimentación recibida.

Mientras que las larvas de las abejas destinadas a ser obreras reciben solamente tres días de dieta con jalea real, y después son alimentadas con el llamado pan de abejas (compuesto hecho a base de miel y de polen) las larvas y luego las reinas adultas son alimentadas durante toda su vida con este maravilloso alimento. No obstante, si este proceso se detiene un sólo día la reina se degrada y se convierte en una simple obrera.

También te puede interesar: Propiedades, usos y beneficios de la miel, polen, jalea real y propóleos

Además de definir los roles y categorías del panal, la alimentación a base de jalea real o no, también define el tiempo de vida, ya que la existencia de una abeja reina es mucho más larga que la de una obrera y la razón de ello se encuentra en la base de su dieta, esto es, la jalea real.

¿Cómo es la jalea real?

La jalea real es una pasta fluida de color amarillento virando al marfil, muy aromática y con un sabor ligeramente ácido, característica esta última que se enmascara en algunas presentaciones para tornarla más agradable al gusto del común de la gente.

¿Cuál es la composición de la jalea real?

Por supuesto, el secreto de que la jalea real sea un alimento tan increíblemente completo reside en su fórmula de composición que contiene una cantidad, calidad y variedad de nutrientes verdaderamente sorprendente.

Aunque no deseamos abrumar al lector con una descripción y explicación pormenorizada de la función y los beneficios de cada uno de ellos, sí nos parece importante mencionarlos de modo tal que el lector tenga una suerte de “panorama general” de la riqueza de nutrientes de la jalea real y, en caso de así desearlo, recabar más datos acerca de cada uno de sus componentes, que son los siguiente:

  • Agua en un porcentaje cercano al 66%.
  • Los siguientes aminoácidos: alanina, cisteína, fenilalanina, valina, tirosina, prolina, lisina, triptófano, treonina, serina, ácido glutámico, ácido aspártico y leucina.
  • En gran porcentaje: vitamina B1, B2, B5, B6 y ácido fólico
  • En porcentajes menores: vitamina A, C, D, E y B12.
  • Con relación a los minerales y oligoelementos, posee cobre, calcio, fósforo, hierro, potasio y sílice.

¿Qué efectos tiene la jalea real en el ser humano?

Más allá de las benéficas consecuencias específicas que se detallan un poco más adelante, valga comenzar con una consideración general: la jalea real actúa como un poderoso reconstituyente y estimulante energético, que incrementa las edades generales del organismo, mejorando el estado general de salud, tanto físico como psicológico.

También te puede interesar: Inhalar el aire de la colmena para el tratamiento de asma

Ya dicho esto, pasemos a enumerar de manera pormenorizada algunos de sus más destacables beneficios:

  • Incrementa el nivel energético del individuo, por lo cual está especialmente recomendada en caso de convalecientes, ancianos y madres gestantes o lactantes. Asimismo, los adultos con un alto nivel de responsabilidades o una sobrecarga laboral, se verán muy beneficiados con su consumo
  • Otorga mayores posibilidades intelectuales, por lo cual se recomienda su ingesta en períodos de exámenes.
  • Permite tener mayor resistencia a la fatiga, razón por la que resulta uno de los suplementos nutricionales más indicados para deportistas.
  • Aumenta el sentimiento de autoconfianza, como consecuencia de todos los puntos anteriormente mencionados.
  • Mejora la piel: si ésta se encuentra sana la torna más elástica y tersa, debido a que rejuvenece la epidermis; por esa misma razón, también ayuda en la curación de dolencias tale como seborrea, úlceras y psoriasis.
  • Colabora a llevar de manera más óptima la tercera edad, ya que ayuda en caso de anemia senil, arterioesclerosis y trastornos psicológicos vinculados con esa etapa de la vida.
  • Potencia las defensas naturales del organismo, con lo que resulta una muy buena ayuda en casos de alergias
  • Baja la tasa de colesterol en sangre, especialmente la del colesterol “malo” o LDL.
  • Mejora el estado de las personas cardíacas, entre otras razones, porque tiene acción vasodilatadora.
  • Ayuda a combatir la anemia, debido a que asegura la reglobulación.
  • Provoca un aumento del metabolismo basal, por lo que el cuerpo “trabaja” a mayor velocidad. Entre las consecuencias de ello se encuentra el hecho ya mencionado de que el colesterol desciende; asimismo ese metabolismo basal alto facilita el descenso de peso.

Presentaciones de la jalea real

  • Una de las presentaciones más comunes, fáciles de encontrar y, sin duda al- guna, más práctica, es en cápsulas que contienen polvo liofolizado de jalea real. Para lograrlo, se libra a la jalea real de la cera y el polen que habitualmente contiene, se procede a congelarla y se la deseca, de manera tal de obtener un polvo que pueda ser encapsulado. Además de la practicidad y la comodidad que supone contar con cápsulas de jalea real, el liofolizado detiene el proceso de deterioro del producto y se conservan en perfecto estado todos sus nutrientes.
  • Otra presentación es la de jalea real pura en pequeños frascos que vienen acompañados de una cucharilla dosificadora. En estos casos, es fundamental conservarla en un lugar oscuro y fresco y consumirla en no más de diez días. Pasado ese lapso, sus propiedades comienzan a diluirse.
  • Jalea real mezclada con miel: no se trata de una presentación muy extendida.

Tiene la ventaja de que la miel tapa el gusto ácido de la jalea real y la mezcla puede usarse a modo de endulzante, por ejemplo, para la leche o el yogurt, con la ventaja de que además de dulzor se le están incorporando nutrientes fundamentales.

En algunos sitios es posible encontrar mezclas de productos del panal verdaderamente extraordinarias en lo que nutrientes se refiere. El caso más paradigmático es el que consta de los cuatro elementos básicos (miel, jalea real, polen y propóleos) y quien tenga la fortuna de hallarlo no debería renunciar al beneficio de consumirlo de cuando en cuando, de modo tal de poner en forma el organismo.

  • Por último, también existen productos con un mínimo agregado de jalea real: cremas de belleza, caramelos, productos capilares, etc.

Una advertencia importante Es necesario ser muy cuidadoso al adquirir jalea real para evitar un producto envejecido o mal conservado o, más simplemente, falso.

Otros artículos que seguramente te puede interesar:

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Jalea real ¿Qué es y para que sirve? puedes visitar la categoría Remedios Naturales.

Contenido Relacionado

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir